La minimización del impacto del cambio climático en los caficultores

El nuevo seguro para cosechas de Nespresso ayuda a los pequeños caficultores colombianos a lidiar con un clima cada vez más impredecible.

Por Karen Carmichael
Las fértiles y exuberantes laderas de Caldas son parte del Paisaje Cultural Cafetero de Colombia, reconocido ...

Las fértiles y exuberantes laderas de Caldas son parte del Paisaje Cultural Cafetero de Colombia, reconocido como Patrimonio Mundial por la UNESCO. Está conformado por seis paisajes andinos y pretende conservar la antigua tradición del cultivo del café en pequeñas plantaciones en zonas de gran altitud.

Fotografía de Rena Effendi

El cambio climático ha tenido un impacto significativo en estas pequeñas fincas de café independientes en Colombia. Para las familias que cultivan el café en las escarpadas laderas andinas envueltas por la niebla de la provincia de Caldas, las condiciones climáticas, cada vez más erráticas y extremas por las precipitaciones excesivas y sequías más frecuentes, son una amenaza para una forma de vida que se ha gestado por generaciones. Las sequías pueden dañar el desarrollo de los granos dentro de la fruta mientras madura, lo que genera granos irregulares, demasiado pequeños o que simplemente no se desarrollaron por completo. Por otro lado, un exceso de lluvia durante la floración puede dañar las flores de los cafetos y detener por completo el desarrollo de la fruta: sin flores, no hay cerezas de café.

"Los acontecimientos climáticos adversos afectan la calidad y cantidad del café", afirma Edilma Garzón Gutiérrez, una caficultora de Caldas. "Algunas veces tenemos que buscar otras formas de generar ingresos porque la producción de café es insuficiente".

Para ayudar a doña Edilma y a otros pequeños caficultores de Caldas a proteger su medio de subsistencia, Nespresso, en asociación con Blue Marble Microinsurance, lanzó en 2018 un programa piloto de seguros de índice climático, el cual ofrece cobertura a la medida para cosechas perdidas por acontecimientos climáticos adversos. Los agricultores comenzaron a recibir los reembolsos de este tipo de seguro en 2019.

"El proyecto de seguros para cosechas es excelente", afirma doña Edilma. "Cuando cosechamos menos café, o cuando el café es de mala calidad debido al clima, contamos con ayuda para enfrentar dificultades económicas".

Doña Edilma es uno de cerca de 2000 caficultores miembros de las cooperativas de Aguadas y del norte de Caldas inscritos en el plan piloto para seguros de cosechas, que está a cargo de la aseguradora colombiana Seguros Bolívar y que cuenta con el apoyo del Programa AAA Sustainable Quality™ de Nespresso. Este programa, puesto en marcha en 2003, tiene el objetivo de promover de manera duradera y sostenible la calidad del café mediante una interacción cercana y directa con los caficultores de la localidad.

Las laderas de la región montañosa de los Andes en la provincia colombiana de Caldas, al oeste de Bogotá, está repleta de pequeñas fincas de café. Los métodos tradicionales para el cultivo del café, característicos de las plantaciones familiares en zonas rurales, corren el riesgo de perderse debido a que el cambio climático afecta el desarrollo de los granos de café. Sin embargo, el programa de seguros para cosechas de Nespresso ofrece cobertura por la pérdida de cosechas a la vez que protege los medios de subsistencia de los caficultores.

Fotografía de Rena Effendi

El seguro Nespresso-Blue Marble ofrece cobertura con base en el índice climático Café Seguro. El índice utiliza tecnología satelital para activar pagos automáticos a los agricultores participantes en caso de detectar sequías o un exceso de lluvia.

"Un solo caso de precipitaciones excesivas o sequía puede revertir muchos años de esfuerzo", comenta Sandra Rodríguez, agrónoma del programa AAA de Nespresso. "Ahora, cada vez que el clima sufre una alteración, el caficultor puede ir directamente al banco y recibir una indemnización por pérdidas causadas por el incidente".

"Contar con un seguro que protege a nuestros miembros de los efectos devastadores del cambio climático es esencial para las cooperativas", afirma César Julio Díaz, jefe de las cooperativas de Aguadas y del Norte de Caldas, que ayudan a Nespresso a identificar a los caficultores que podrían beneficiarse con este tipo de seguro. "Permite que los caficultores tengan acceso a recursos económicos en la forma de indemnizaciones que les ayudarán a restablecer sus cosechas, mantener su productividad y continuar con sus actividades agrícolas".

Este innovador seguro para cosechas es una forma más en la que Nespresso está ayudando a Mario Dávila, caficultor de Caldas, a proteger el bien más valioso de su familia, así como la herencia de sus hijos. Don Mario comenta que gracias al programa AAA de Nespresso ha podido ampliar la finca que desea heredar a sus hijos. "El café me lo ha dado todo", afirma.

MÁS INFORMACIÓN