Cuál es el origen del mosquito transmisor del dengue

Aunque en la actualidad se encuentra en casi todos los países de Latinoamérica, el pequeño insecto no es nativo. Llegó siglos atrás desde otro continente.

Por Redacción National Geographic
Publicado 29 ene 2024, 15:00 GMT-3

Es posible que el mosquito Aedes aegypti llegara a Latinoamérica por medio del transporte intercontinental.

Fotografía de Rayelen Baridon CONICET, La Plata

El Aedes aegypti es el famoso mosquito vector del dengue, el chikungunya y la fiebre amarilla, entre otras enfermedades. Según datos proporcionados por la Organización Mundial de la Salud (OMS), actualmente se encuentra distribuido en las Américas. No obstante, este pequeño zancudo no es originario de América.

Específicamente, el mosquito proviene de África y debió transitar un importante proceso de adaptación para convivir con los humanos en el ambiente doméstico, explica Sylvia Fischer, doctora en Ciencias Biológicas e investigadora del Consejo Nacional de Investigaciones Científicas y Técnicas (Conicet) de Argentina.

Cómo hizo el Aedes aegypti para llegar a América

Para llegar a América, el mosquito responsable de la transmisión del dengue hizo un extenso viaje en los barcos que llegaban al continente siglos atrás, explica la experta, que también se desempeña como directora del Grupo de Estudio de Mosquitos de la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales de la Universidad de Buenos Aires (UBA).

En el pasado, este zancudo vivía en el África subsahariana, donde usaba los huecos de los árboles como hábitat larvario y donde se alimentaba de la sangre de los animales no humanos, advierte Fischer en consonancia con un artículo que indaga en profundidad sobre este insecto.

El documento, publicado en 2013 en la revista académica Memórias do Instituto Oswaldo Cruz, señala que es posible que el Aedes aegypti se introdujera en América poco después de la llegada de los europeos.

Larvas de Aedes aegypti en una muestra de agua. 

Fotografía de Carola Soria CONICET

Un hecho que lo demuestra es que la fiebre amarilla se conocía en el África subsahariana mucho antes de 1400, pero no en este territorio. En América, según informa el escrito, el primer brote confirmado de la enfermedad se produjo en Yucatán en 1648, aunque es posible que se registraran casos en Haití desde 1495.

Por entonces, los barcos de Portugal y España navegaban a África occidental en busca de personas esclavizadas y las llevaban a América, donde adquirían mercancías que se transportaban de vuelta a Portugal y España.

“Esos barcos tardaban varias semanas para cruzar el Atlántico, por lo que era necesario el aprovisionamiento de víveres y agua para el viaje”, refiere Fischer. Para conseguirlo, continúa la especialista, se llenaban barriles con agua, en los cuales se trasladaron las larvas.

En síntesis, el zancudo que en la actualidad pone en alerta a la población latinoamericana no es local, sino que llegó al continente a través del transporte intercontinental.

loading

Descubre Nat Geo

  • Animales
  • Medio ambiente
  • Historia
  • Ciencia
  • Viajes
  • Fotografía
  • Espacio
  • Video

Sobre nosotros

Suscripción

  • Regístrate en nuestro newsletter
  • Disney+

Síguenos

Copyright © 1996-2015 National Geographic Society. Copyright © 2015-2024 National Geographic Partners, LLC. Todos los derechos reservados