¿Planeta o Plástico?

Ideas fáciles para que las familias usen menos plástico en 2019

Junto con tus hijos, puedes hacer un gran aporte para combatir la contaminación plástica mundial. Y además, se divertirán ayudando.Thursday, January 3

Por Allyson Shaw
Para reducir los desechos que envían al vertedero, esta familia en Roubaix, Francia, pesa la basura todas las semanas. Sin embargo, disminuir la cantidad de residuos plásticos puede ser aún más sencillo.
Este artículo fue creado en asociación con la National Geographic Society.
Esta historia es parte de ¿Planeta o plástico?, nuestra iniciativa plurianual para generar conciencia sobre la crisis mundial de residuos plásticos. Aprende qué puedes hacer para reducir el uso de plásticos desechables, y comprométete a cuidar el planeta.

La mayoría de las metas que se propone la gente para Año Nuevo se basan en la superación personal: hacer más ejercicio, ahorrar dinero, desarrollar nuevas habilidades. Este año, considera proponer una meta familiar: reducir los desechos plásticos de un solo uso.

Piénsalo como una meta para bajar de peso: los científicos estiman que todos los años, unos 8 millones de toneladas de desechos plásticos van a parar a los océanos. Y como apasionados protectores del planeta, ansiosos por encontrar una forma concreta de ayudar a salvarlo, tus hijos no te permitirán ignorar esta meta.

A continuación, tres maneras para que tú y tu familia usen menos plástico en 2019.

Diviértete más

Organiza una divertida fiesta sin plásticos; puede ser una fiesta de cumpleaños, una celebración festiva o incluso una reunión de Año Nuevo.

Fomenta la creatividad de tus hijos proponiéndoles trabajar en la decoración: reemplaza los globos (que los animales marinos suelen confundir con alimento) con una decoración hecha con recortes de papel como banderines, serpentinas y papel picado. Si te gusta celebrar con brillantina (que, lamentablemente, es plástico en diminutos pedazos), considera una alternativa natural usando plantas de eucalipto.

Come de forma más saludable

Si piensas bien a la hora de hacer las compras, cuidarás tu salud y la del planeta.

Trata de evitar los bocadillos que vienen envueltos en plástico individual y, en vez de eso, compra granos para hacer palomitas de maíz y chips de banana en la sección de venta de productos a granel. Usa bolsas reutilizables para guardar las frutas y verduras, compra frijoles enlatados y lleva granos de la sección de productos a granel (como cuscús o arroz integral), utilizando tu propio recipiente.

Cuando llegues a casa, ayuda a los niños a preparar algún plato sin utilizar productos que contengan plástico de un solo uso. Si eligen hacer pescado, usa una guía en línea como Seafood Watch, que tenga en cuenta las prácticas utilizadas para capturar ese tipo de pescado y reducir el daño causado por los aparejos de pesca abandonados.

Ahorra dinero

Todos queremos proponernos gastar menos dinero, y es muy buena idea empezar por el plástico: ayuda a tus hijos a intercambiar juguetes con sus amigos en lugar de comprar artículos nuevos, y llévalos a la biblioteca local para echar un vistazo a la colección de DVDs antes de comprar discos envueltos en plástico. Y no te olvides del envoltorio plástico que recubre casi todos los artículos que compras en línea; que el propósito de reducir el plástico te sirva para frenar tus compras impulsivas.

Luego, utiliza los viejos artículos de plástico (y evita comprar un artículo nuevo) para nuevas tareas: por ejemplo, usa mangas de periódico para recoger el excremento de tus mascotas.