El increíble multiverso de los insectos del dosel amazónico

Un nuevo estudio descubrió que en lo alto de los árboles del bosque tropical los insectos viven en ecosistemas que varían enormemente desde el suelo hacia arriba.

Publicado 8 de abr. de 2022 11:37 GMT-3
Encontrada a ocho metros sobre el suelo, esta especie de mosca aún sin nombre es una ...

Encontrada a ocho metros sobre el suelo, esta especie de mosca aún sin nombre es una "máquina parasitoide mortífera" que clava sus huevos en otros insectos, dice el entomólogo Brian Brown. Brown, curador de entomología del Museo de Historia Natural del Condado de Los Ángeles, fotografió a los insectos de este artículo utilizando una configuración de cámara y microscopio que fue desarrollada originalmente para examinar fallas en los chips de computadora.

Fotografía de Brian Brown, Natural History Museum of Los Angeles County

“Pensé, Dios mío, ¡esto es como si alguien hubiera descubierto otro continente!”, dice Brian Brown, curador de entomología del Museo de Historia Natural del Condado de Los Ángeles. Se refería a los insectos.

Al estudiar insectos en el Amazonas, la mayoría de los entomólogos mira hacia abajo, a los intrincados senderos de musgo y maleza que conforman el suelo del bosque tropical. Pero José Albertino Rafael quiso mirar hacia arriba. Muy arriba, a más de 32 metros en el dosel (el ecosistema que se genera en la copa de los árboles).

A dos horas al noroeste de Manaos, Brasil, una torre de acero de 40 metros se eleva desde un área prístina del bosque tropical. Construida en 1979, la torre se había utilizado durante mucho tiempo para rastrear el intercambio de dióxido de carbono entre los árboles y la atmósfera, pero más recientemente se ha utilizado para la investigación pionera en entomología.

Fotografía de Craig Cutler

Durante dos semanas en 2017, Rafael, entomólogo del Instituto Nacional de Investigación Amazónica de Brasil, y sus colegas estuvieron atrapando insectos a varias alturas, comenzando a nivel del suelo, desde una torre de 40 metros erigida en medio del Amazonas, a las afueras de Manaos.

Los hallazgos fueron asombrosos, dice Brown, quien formó parte de un equipo que examinó y registró los 37.000 insectos que se recolectaron. Casi la mitad de ellos eran moscas. “Había cosas raras y diferentes. Ni siquiera sabía qué género eran y mucho menos la especie”.

AL NIVEL DEL SUELO. Los escarabajos de las flores giratorios tienen un cuerpo triangular que les ayuda a escapar de los depredadores.

Fotografía de Brian Brown, Natural History Museum of Los Angeles County

Estudios verticales en el dosel amazónico

Los resultados de su análisis, publicados en Nature el 2 de febrero, apuntan a una red distinta y previamente no examinada de ecosistemas en los árboles de bosque tropical. Más del 60% de las 857 especies de moscas recolectadas, por ejemplo, fueron encontradas sobre el nivel del suelo. Muchas, por no decir la mayoría, probablemente sean especies nuevas, asegura Brown.

Estudios anteriores han comparado insectos del suelo con los del dosel, pero este es uno de los primeros esfuerzos para comprender la diversidad de insectos a intervalos verticales más pequeños.

8 METROS. La avispa mantis usa su ovopositor (órgano en forma de aguja para poner huevos) para perforar las cápsulas de los huevos de las mantis. Cuando las larvas de la avispa eclosionan, se alimentan de los huevos de la mantis.

Fotografía de Brian Brown, Natural History Museum of Los Angeles County

Los hallazgos subrayan cuánto del mundo de los insectos aún permanece sin descubrir, dice Floyd Shockley, gerente de colecciones del departamento de entomología del Museo Nacional de Historia Natural de la Instituto Smithsoniano, quien no estuvo involucrado en el estudio.

“Millones de los seres que viven en el dosel tropical nunca llegan al suelo”, explica, y agrega que este tipo de estudios verticales “son increíblemente importantes porque [sin ellos] nos estamos perdiendo una tremenda cantidad de biodiversidad”.

Clasificación de los insectos del dosel amazónico

Para recolectar los insectos, Rafael colocó en la torre cinco grandes trampas con redes parecidas a carpas a intervalos de 8 metros, comenzando a nivel del suelo y alcanzando hasta 32 metros.

16 METROS. Tanto el dosel del bosque como la maleza son recorridos por avispas parasitoides que buscan a sus presas, en su mayoría orugas.

Fotografía de Brian Brown, Natural History Museum of Los Angeles County

Brown y Dalton de Souza Amorim, un entomólogo de la Universidad de Sao Paulo, y el resto de su equipo primero clasificaron los insectos por orden (moscas, escarabajos, bichos y más). Se centraron en Diptera (moscas), clasificando más de 16.000 especímenes en 56 familias, luego en 857 especies.

No está claro cuántas de esas especies son nuevas para la ciencia. “Se necesitarían años y un montón de investigación para averiguarlo”, dice Brown, pero supone que muchos o la mayoría no están descritos.

Algunas familias de moscas eran más abundantes y diversas en el suelo. Otras se concentraron en el dosel. Algunas alcanzaron su punto máximo en los niveles medios. En particular, entre el 90 y el 100% de los especímenes de algunas familias de moscas se encontraron en las cuatro trampas más altas.

(Te puede interesar: En el Amazonas, una nueva especie es descubierta día por medio)

24 METROS. Los enormes ojos vigilantes del escarabajo joya le permiten huir de los depredadores (y de los investigadores) rápidamente, lo que los hace difíciles de recolectar para su estudio.

Fotografía de Brian Brown, Natural History Museum of Los Angeles County

Multiverso de insectos: ¿cuál es el panorama general?

Mucho sigue siendo desconocido sobre los insectos. “Todavía seguimos encontrando peces y anfibios, pero nos estamos acercando bastante a tener un panorama completo sobre la diversidad de las aves y de los mamíferos”, dice Shockley.

Pero los modelos científicos estiman el número de especies de insectos no descubiertas entre cinco y 30 millones. “Cada vez que obtenemos uno de estos estudios, nos ayuda a  mejorar el modelo para que podamos ver cuánto no hemos descubierto”.

Hay muchas razones por las que el conocimiento de tantas especies de insectos sigue siendo difícil de alcanzar. “Son pequeños, rápidos, altamente diversos y pueden ocupar casi cualquier nicho”, agregó.

Así que “tenemos que entender cómo interactúan entre sí, con nosotros y con las plantas”, dice Shockley. “Y no podemos hablar de lo que están haciendo hasta que pongamos un nombre a lo que son”.

32 METROS. Las iridiscentes abejas de las orquídeas, primas tropicales de los abejorros y abejas melíferas, se encuentran entre la multitud de insectos que los entomólogos han recolectado en la torre de observación.

Fotografía de Brian Brown, Natural History Museum of Los Angeles County

Biodiversidad: la importancia de los insectos

La mayoría de los muestreos de insectos se ha realizado en función de la latitud y la longitud y, a veces, la altitud (por ejemplo, en una montaña, donde los hábitats pueden cambiar drásticamente).

Pero al recolectar insectos verticalmente en hábitats forestales, lo cual es difícil de hacer, Shockley dice, “estamos agregando una dimensión adicional a nuestra comprensión de la diversidad en el espacio tridimensional”.

Las moscas tienen mala fama: puede ser difícil para las personas entender por qué deberíamos preocuparnos por ellas. “Pero los organismos [como los insectos] son posiblemente mucho más importantes que los mamíferos o las aves para la estructura del bosque”, dice Brown.

“Son importantes para la polinización, la energía, el reciclaje y más. ¿Qué pasaría si no hubiera insectos alimentándose de cuerpos en descomposición? Los servicios ecosistémicos que proporcionan son tan vitales, pero casi invisibles”.

(También te puede interesar: Los insectos están desapareciendo, ¿qué podemos hacer para salvarlos?)

Seguir leyendo

Te podría interesar

Animales
Hongo "destructor de insectos" convierte a las moscas en zombis
Animales
Ecuador: nombran a dos nuevas especies de ranas traslúcidas
Animales
Primer vistazo a la intrincada forma en que las mariquitas doblan sus alas
Animales
¿Te arriesgarías a sufrir picaduras de insectos venenosos por tu trabajo?
Animales
Estos caracoles golpean a los depredadores con su caparazón

Descubre Nat Geo

  • Animales
  • Medio ambiente
  • Historia
  • Ciencia
  • Viajes
  • Fotografía
  • Espacio
  • Video

Sobre nosotros

Suscripción

  • Regístrate en nuestro newsletter
  • Disney+

Síguenos

Copyright © 1996-2015 National Geographic Society. Copyright © 2015-2021 National Geographic Partners, LLC. Todos los derechos reservados