Espacio

Se lanzó el satélite argentino SAOCOM 1A

lunes, 8 de octubre de 2018

Por Redacción National Geographic
Lanzamiento SAOCOM 1A.

El domingo 7 de octubre se realizó con éxito el lanzamiento del quinto satélite de observación terrestre argentino SAOCOM 1A de la Comisión Nacional de Actividades Espaciales (CONAE), tal confirmó la empresa INVAP Sociedad del Estado. El despegue se realizó desde la Base Vandenberg de la Fuerza Aérea de los Estados Unidos, en California, a las 11.20 PM (horario Argentina).

Reviva la transmisión del despegue por SpaceX:

* En la zona inferior se pueden ajustar los subtítulos al idioma español.

Si bien el despegue estaba previsto para el día sábado, Space X pidió reprogramarlo al domingo para poder asegurar que fuera exitoso.

El lanzamiento del Satélite Argentino de Observación con Microondas SAOCOM 1A fue a bordo del cohete Falcon 9. Unos 17 minutos luego del despegue, se realizó el primer contacto con una estación terrestre localizada en Tahití, en la que se obtuvo la primera telemetría oficial.

Todavía resta que se realicen los chequeos y algunos ajustes finos para la adquisición final de órbita que finalizará unos 30 días después del lanzamiento.  

El SAOCOM 1A despega desde la Base Vandenberg.

Misión y objetivos

El fin primordial de los satélites SAOCOM de Observación de la Tierra –tal como se explica en la página web del proyecto  – es “prevenir, monitorear, mitigar y evaluar catástrofes naturales  o antrópicas para aplicaciones en agricultura como humedad de suelo, índices de vegetación y control de plagas; aplicaciones hidrológicas, costeras y oceánicas; aplicaciones en nieve, hielo y glaciares; aplicaciones en estudios urbanos, de seguridad y defensa; entre otras áreas de interés productivo”.

La misión completa, consiste en la puesta en órbita de dos constelaciones, SAOCOM 1 y SAOCOM 2. La segunda serie tendrá incorporados avances tecnológicos que resulten de la experiencia de la primera.

El proyecto es liderado por la CONAE junto con organismos y empresas como la Comisión Nacional de Energía Atómica (CNEA), VENG, INVAP (contratista principal del proyecto), con participación de numerosas empresas de tecnología e instituciones del sistema científico-tecnológico del país y la colaboración de la Agencia Espacial Italiana (ASI).

FUENTES